Chequeo rápido de una señora de 473 años

Morelia cumplió este mes que expira, 473 años de que fue fundada. Y como debiéramos hacer las personas, vale la pena hacer un breve diagnóstico de los males que la aquejan, para que pueda tener una vida no solo larga, sino saludable y feliz, o mejor dicho, que quienes en ella vivimos hoy y en el futuro la tengamos.

     *  (ver nota al pie)

1579_reinterpretado

Pasemos de la obviedad. La ciudad histórica, turística y cultural, con su belleza y su riqueza, ha sido ampliamente celebrada en estos días, y nuestra capital no ocupa que le cantemos himnos. Pensemos en lo que le duele a Morelia. Cuales son los graves problemas que tiene frente a sí, para que podamos empezar a imaginar soluciones. Especialmente a un año de elegir nuevo gobierno municipal, debemos empezar a hacer una lista de lo que importa.

images

Aunque sea una obviedad no podemos soslayar el problema de la seguridad pública en Morelia. Según datos del Sistema Nacional de Seguridad Pública, los delitos de alto impacto se han disparado en el último año. Morelia tiene una policía creada apenas en el 2012. Desde que tener policía municipal es legalmente posible (2001) Fausto Vallejo (alcalde durante 7 de esos 11 años) se negó, Salvador López no lo consiguió y Manuel Nocetti finalmente la estableció. Apenas creada, parece que será engullida por el “mando único” en este formato impreciso y misterioso que nos receta el comisionado Alfredo Castillo. Es tarea pendiente.

imgres

Morelia como todos los municipios del país tiene graves problemas financieros y absoluta dependencia de las transferencias federales. El modelo de cobro del impuesto predial y de los servicios públicos es ineficiente y obsoleto. Las nuevas reglas del Ramo 33 y el convenio del “mando único” limitarán más los recursos. En particular Morelia sobrelleva la pesada carga financiera del OOAPAS, en buena parte derivada del contrato colectivo que ostenta su sindicato. Si bien las finanzas no están quebradas, si impiden la inversión pública al ritmo que la ciudad necesita, y esto no puede suplirse con deuda.

Ligado al tema financiero está el tema del desarrollo urbano, porque las ciudades recaudan dinero por habitante y lo gastan por metro cuadrado. En 30 años (1981 – 2011) la ciudad duplicó su población, pero su extensión alcanzó 2.6 el tamaño que tenía Morelia al inicio del periodo. Los servicios públicos incrementan su costo en ciudades dispersas y hoy el modelo urbano, les impone a los desarrolladores de vivienda costos que solo pueden amortizar abaratando la tierra y por tanto incrementando la distancia del centro a los nuevos desarrollos y dejando áreas desocupadas al interior de la ciudad. Esta circunstancias generan costos que todos pagamos, con impuestos y con calidad de vida, y que solo benefician a unos cuantos especuladores inmobiliarios. Tenemos que revisar el modelo de fondo y crear una política de ganancias justas y costos compartidos con quienes desarrollan vivienda.

images-1

Uno de los problemas más graves que nos ha traído la dispersión es la movilidad urbana. Equivocadamente hemos abordado solo partes del problema: el tráfico, el transporte o algunas vialidades. El problema es que no se piensa en que los desplazamientos de los morelianos para ir de sus casas a sus trabajos y demás ocupaciones, deben formar un sistema coherente que sea barato, no contaminante y que permita la inclusión social. Una de las peores muestras de lo mal que se aborda el tema de la movilidad son las “Wilyvías”, pretendidas ciclopistas trazadas con pintura verde deslavada, sin ton ni son, en algunas calles.

 Bj2vfuoCcAANhuE

Morelia es una zona conurbada pero no una metrópoli. Nuestro crecimiento desordenado ha alcanzado Tarímbaro, Charo y Álvaro Obregón. Pero Morelia no ha tomado responsabilidad ni liderazgo en la zona metropolitana y paga el precio por ello: es una de las ciudades más desfavorecidas en la distribución de fondos federales del rubro. La seguridad, el agua, los servicios y la movilidad urbana deben tener un enfoque metropolitano o no podrán sustentar un desarrollo suficiente para los morelianos.

No puedo omitir el tema de la lacerante pobreza urbana que viven vastas zonas de nuestra ciudad. En México los esfuerzos para combatir la pobreza urbana han sido archivados por el gobierno de Peña y el gobierno municipal nunca ha tenido una política de desarrollo humano. Hasta ahora el signo de la política social es el asistencialismo, y muchas colonias de Morelia sufren por falta de satisfactores mínimos y carecen de oportunidades de desarrollo cuando unos y otras parecieran estar al alcance de la mano.

 imgres-2

Finalmente, el gran tema de fondo. Morelia no ha definido una vocación económica, mucho menos ha emprendido un camino. La vocación turística como ciudad colonial ha alcanzado sus límites, es un mercado maduro que poco puede crecer. Si vamos a continuar por la vía del turismo necesitamos diversificar la oferta, mejorar la infraestructura, contar con más cuartos de hotel e invertir en atractivos específicos, como un centro de convenciones o un parque temático. Y si vamos a explorar otras alternativas como la agroindustrial o la logística debemos empezar a alinear la visión de ciudad, desde la planificación y construcción de infraestructura hasta la formación de profesionistas.

Celebramos 473 de la fundación de Morelia. Deberíamos regalarle algunas ideas para mejorar su futuro y hacerla más humana. Es el mejor regalo que podemos darnos.

*Este plano es una interpretación del Arq. Enrique Cervantes, de un croquis trazado en 1579. Fue tomado del sitio www.espejel.com, creación de Ricardo Espejel Cruz, a quien no tengo el gusto de conocer pero que felicito su espléndido trabajo de recopilación cartográfica.

Anuncios

El derecho al propio tiempo

Hagamos un alto en el seguimiento cotidiano de la información y el análisis de las coyunturas para hacer y responder una pregunta más profunda: ¿qué es lo más valioso que tiene un ser humano? Mi respuesta es el tiempo. Aun cuando las concepciones filosóficas puedan variar, el debate –que no me interesa dar – nos llevará mas o menos a donde mismo. La vida está hecha de tiempo, el tiempo es la medida de la vida y como todas cosas       importantes nos ha sido dado por igual a todos los hombres y mujeres de la tierra, y por lo tanto el derecho al tiempo sería uno de los derechos humanos fundamentales, el derecho a que nuestro tiempo sea respetado, a disponer de él y a usarlo y disfrutarlo a nuestro albedrío.

Esta idea no es mía. La formulación del derecho al tiempo más lúcida y culta que conozco es obra de Carlos Castillo Peraza, unos meses antes de su muerte que nos dejó a tantos en la orfandad intelectual, y que publicara la revista Nexos allá en el año 2000, bajo el título de ¿Qué gobierno para México? Mientras el pasado lunes hacía una fila tras otra para realizar un trámite más inútil que el anterior recordé este texto luminoso y acudí a él para recordar como un mantra que el mejor gobierno es el que respeta el tiempo de sus ciudadanos. Trataré que reflexionar sobre el tema no me lleve a mal plagiar al maestro.

Unknown

Primero y a manera de protesta, refiero brevemente mi vía crucis. Perdí mi licencia y para obtener una nueva, debí acudir a las oficinas de tránsito del municipio y del estado a solicitar sendas constancias de no infracción que me fueron expedidas sin investigación ni control, después tuve que presentar una denuncia ante el ministerio público, increíble pero cierto, supongo que contra mi mismo y por idiota. También debí tramitar un certificado médico que da tanta información de mi estado de salud como podría obtenerse de un saludo en la calle y ya pertrechado de este legajo, con sus respectivas copias, pude comparecer ante la Secretaría de Administración donde tras una espera considerable me expidieron una nueva licencia. En toda la andanza perdí más de cinco horas de mi vida que no puedo recuperar y que estoy convencido que eran absolutamente innecesarias para el gobierno.

images

El problema que subyace no es la de procedimientos administrativos inadecuados, empleados malhumorados o ausencia de tecnología. El problema es de concepción. El gobierno desprecia al ciudadano y por lo tanto, le resulta indiferente lo que el ciudadano debe sufrir para cumplir con sus designios, y ante cualquier decisión de política pública el optar por acciones que redunden en respeto por el individuo no es siquiera una disyuntiva frente a otro tipo de medidas.

images-1

En este modesto caso, no es opción que la información sobre las infracciones de tránsito esté centralizada y compartida por los diferentes entes, el camino es que el ciudadano acuda ante cada autoridad y sea él quien reúna la información que acredita que no ha violado la ley, cuando la obligación debería ser a la inversa: el estado debiera acreditar que el ciudadano infringió una norma para negarle un servicio o imponerle una sanción. Lo que el estado no hace se remedia expoliando el valioso tiempo del ciudadano.

Unknown-1

En el derecho al tiempo hay otra arista. El gobierno de alguna forma valora el tiempo, hasta lo paga. Pero el tiempo de sus burócratas, que cobran por las horas que pasan trabajando en las oficinas públicas, pero que es desperdiciado en trámites inútiles. Volviendo a mi modesto caso, ¿cuál bien público se obtuvo de todo mi recorrido por diferentes oficinas? Ninguno. El verificar mi aptitud física para conducir con ese examen médico es una ilusión. Asegurarse que no burle yo la ley simulando la pérdida de mi licencia cuando esta me fue incautada, es una pretensión ridícula. Ninguna de las entidades disponía de la información para saberlo y quedaba la posibilidad de que mi infracción fuera cometida en otro municipio – por no hablar de otro estado o una jurisdicción federal, mejor no doy ideas. ¿Comprobar mi identidad o mis datos personales? Ni les corresponde ni son eficaces en ello, pues bien pude presentar datos diversos. Por cierto, en franca violación la Secretaría de Administración no da aviso de privacidad en el trámite de licencia.

images-2

Y cuando ningún bien público se genera y sí otros bienes públicos y privados se pierden – como el costo de tantos trámites y mi propio tiempo – definitivamente algo está mal con ese gobierno. Mi caso es lo de menos, por lo pude ver es recurrente, y como este trámite hay muchos más. Por supuesto el camino es seguir combatiendo todos los trámites gubernamentales inútiles y mejorando la calidad de la administración pública, pero lo más importante es un cambio cultural que debe empezar por el ciudadano, debemos primero ser conscientes del valor de nuestro tiempo y defenderlo frente al gobierno y exigirle cada vez más que respete lo más preciado que tenemos, la sustancia de la que está hecha nuestra vida.

La salud de un hombre público

Así se ha llamado por muchos años a quien se dedica a la política: hombre público. Persona pública, desde que numerosas damas participan activamente y el machismo entreverado en el español tornaría chusco el mote. Y si aceptamos y usamos cotidianamente esta fórmula para referirnos a quienes gobiernan, ¿por qué hoy debatimos si la salud del gobernador de Michoacán es un asunto público o privado?

La respuesta es simple: al gobierno estatal y al equipo de Fausto Vallejo les interesa ganar tiempo y eso solo pueden hacerlo ocultando la información sobre la salud del mandatario.

 images

No soy médico, pero no necesito saber una palabra de medicina para saber que Fausto Vallejo no regresará a la gubernatura. La secrecía que se pretendió guardar sobre su enfermedad grita la gravedad de su condición. Si el mandatario sufriera, como se dijo al principio una hernia o de tos, la estrategia de comunicación sería aportar tanta información como fuera posible para dejar en claro que la situación es transitoria. Ante un padecimiento grave de pronóstico reservado la estrategia es ganar tiempo, para hacer ajustes, para cerrar asuntos pendientes, para tomar las decisiones sin duda trascedentes de lo que vendrá.

Por eso se ha recurrido a la mentira, a la evasiva, a la indignación. ¿Cómo se atreven?, gritan algunos, la salud es un asunto privado, íntimo. Y lo es para quien elige la senda de la vida privada, no así para quien opta por la vida tempestuosa de la responsabilidad pública. Países con legislaciones avanzadas lo prevén y exigen conocer el estado de salud de los gobernantes cuando estos enferman, pues la capacidad de cumplir con su mandato depende inevitablemente de su buen estado físico. Lo mismo ocurre en el mundo corporativo, donde los altos directivos, los CEOs de las grandes empresas deben informar a los accionistas sobre el estado de su salud, y cuando el caso se refiere a la salud de un gobernante los accionistas somos todos los ciudadanos.

 images-1

Sólo la estupidez podría provocar que alguien se alegrara de la enfermedad del gobernador Vallejo. Sólo la idiotez podría llevar a alguien a pensar que su abrupta salida del cargo y la llegada de un sustituto, podría traer algún beneficio. La renuncia de Fausto Vallejo a la gubernatura será una mala noticia que se acumulará a las de la crisis financiera, la deuda, la inseguridad y la incapacidad para resolverlas, porque aún en el mejor de los escenarios, representará inestabilidad e incertidumbre, ajustes en la estructura de gobierno y reacomodo de fuerzas, en los que siempre se pierde tiempo y esfuerzo.

Cuando se presentó la licencia yo sostuve que no había razón para no creer en la versión oficial, hasta que se presentara una razón para desconfiar. Ahora se ha revelado que el procedimiento era una cirugía de hígado, y aún cuando no se abunda en la información, lo dicho es suficiente para confirmar que hace 90 días se ocultó información sobre la salud del gobernador y ésa es ya una razón para desconfiar de todo lo que se ha dicho y de todo lo que se diga en adelante. Y de eso nos debe rendir cuentas el gobierno estatal, de su falta de veracidad.

Unknown

Ahora habrá de resolverse en quien recaerá sustituir al gobernador Vallejo. Me parece que el tránsito del poder debe ser lo más rápido y seguro que sea posible. Para recuperar credibilidad el gobierno estatal debe dejar deshojar la margarita y anunciar la falta absoluta de gobernador y solicitar al Congreso la elección del gobernador sustituto, que en mi opinión debe ser el Secretario de Gobierno, Jesús Reyna ya encargado del despacho y con quien el cambio sería más amable, menos incierto.

 images-2

Ha llegado el momento de cambiar la estrategia. Antes fue ganar tiempo, pero ya no puede ganarse más tiempo, paradójicamente la estrategia de ganar tiempo se convertirá a partir de ahora en una forma de perder tiempo, y lo que los integrantes del gobierno hayan  obtenido alargando el compás de espera lo pueden perder si continúan postergando la decisión que parece inevitable.

Fausto Vallejo me merece toda la consideración y le deseo que su salud se restablezca, pero hace muchos años que el asumió la vida pública y no hay duda que su salud no es un asunto íntimo, sino uno de interés público. El camino que siguieron para informar a los ciudadanos puede entenderse como jugada política, pero su ética es cuestionable y deben responder por ello. Y más importante, ahora que el tiempo se ha agotado deben actuar con responsabilidad y anteponiendo el interés general a los suyos propios.

 Imagen 06-07-13 a las 13.43

Morelia: superar la indefinición

Apenas el sábado se han cumplido 472 años de la fundación, por Don Antonio de Mendoza, de la ciudad de Morelia, entonces con el nombre de Valladolid y que sería renombrada en honor de su hijo más ilustre en 1828. Confieso que este año he sido un hijo poco entusiasta de la celebración del cumpleaños de mi querida ciudad, no me asomé por los festejos ni me acerque al Centro Histórico donde además crecí, pero el hecho me trajo una reflexión que quiero compartir en este espacio.

 Unknown-1

Morelia es una ciudad, de hecho es una de las 56 zonas metropolitanas del país (3 en el Estado) y tiene conurbaciones con los municipios de Tarímbaro, Charo y Álvaro Obregón. Por su población ocupa el vigésimo lugar en México y el lugar 29 por su contribución al Producto Interno Bruto (2010). Es cabecera municipal y capital de Michoacán. Es un punto de encuentro entre el Centro, el Occidente y el Sur del país, podría considerársele como parte de cualquiera de estas regiones o de ninguna, y esta indefinición geográfica pareciera haberse contagiado a la indefinición de su vocación, pues más allá de la perogrullada de que es una ciudad turística, podemos y no ser considerados una ciudad con vocación agropecuaria, de servicios, educativa y hasta con ciertas potencialidades industriales y logísticas.

En lo social y político andamos por las mismas. Somos conservadores, pero somos liberales, nos han gobernado los tres principales partidos y a veces nos sentimos muy modernos y otras muy atrasados, nuestros problemas a veces se parecen a los de una ciudad desarrollada y otras a los de una localidad atrasada. Ser la capital del Estado nos enorgullece, y nos favorece tanto como nos agobia. Aquí estamos viviendo el epicentro del conflicto magisterial y de las normales, nuestra economía se ha visto paralizada por la crisis de las finanzas públicas, pero también por la huelga de la UMSNH y por la inseguridad. Y a propósito de indefiniciones ayer éramos la capital del Estado olvidado en las giras presidenciales y hoy lo somos del foco de atención en materia de seguridad.

 

Unknown-2

¿Cuáles son las claves para el futuro de esta ciudad añosa e histórica, con una joven población y una situación geográfica envidiable? Sin hablar ex cátedra me atrevo a sugerir algunas para aprovechar sus múltiples potencialidades. Morelia tiene muchas cosas que pueden traducirse en desarrollo económico no sólo el turismo. Algunas requieren más inversión en infraestructura que otras pero todas requieren definiciones y rutas hacia el futuro.

En el socorrido caso del turismo, para crecer debemos incrementar nuestra capacidad para recibir convenciones, exposiciones y eventos, eso requiere un centro de convenciones de mayor capacidad y más cuartos de hotel.

Estamos muy cerca de importantes rutas comerciales. Del Centro a Jalisco, del Pacífico al Bajío. Eso nos da potencial manufacturero y logístico, pero eso requiere inversión pública y la búsqueda de inversión privada, que con excepción de la realizada en el Puerto de Lázaro Cárdenas ha estado ausente.

Estamos en medio de un fértil valle y al pie de magníficos bosques, no podemos renegar nuestra vocación agropecuaria y especialmente agroindustrial, pero no contamos con ninguna infraestructura para desarrollar estos aspectos.

440836559ab18613885aed8c103f67d4305dfab

Tenemos una enorme comunidad estudiantil y una universidad ancestral, además de varias instituciones privadas, sin embargo no hemos puesto en sintonía la actividad educativa y la actividad económica. Nuestras escuelas no han generado investigaciones que se vuelven fuentes de riqueza y la demanda de espacios en las escuelas no se relaciona con nuestras actividades económicas preponderantes. En este terreno más que infraestructura necesitamos coordinación entre académicos, funcionarios y empresarios.

images-5

 

 

Morelia-baja

Dejando de lado las actividades productivas y pasando a los servicios públicos, Morelia requiere solucionar algunos temas fundamentales. El primero es asumirse como metrópoli y tomar el liderazgo de sus conurbados vecinos, que están totalmente extraviados en la transición de lo rural a lo urbano e incubando el peor rostro de los problemas urbanos. Un aspecto fundamental es detener la expansión territorial de la zona urbana que hemos vivido en los últimos 30 años y desarrollar un proceso inverso, desde la periferia aprovechando cada metro disponible de terreno baldío.

 Unknown

El abasto de agua y muy especialmente el manejo de su organismo operador, los residuos sólidos, en especial su recolección, la movilidad urbana, en particular el transporte público y la seguridad pública, son a mi juicio las tareas gubernamentales centrales para los próximos años y condición indispensable para la prosperidad. Y deben abordarse con un enfoque metropolitano y pensando al menos en la coordinación sino en la unificación de los servicios.

images-2

 Morelia no puede seguir en la indefinición, porque la inercia la hará derivar hacia los peores mundos posibles. Necesita que la sociedad y su gobierno asumamos compromisos sobre el destino de Morelia, que empecemos hoy a construir la ciudad moderna, próspera, sustentable y humana. Ese es el mejor regalo para Morelia hoy, y pudiera ser una realidad muy pronto, por qué no, cuando cumpla 500 años.

Los informes y el Primer Informe

El próximo jueves el Gobernador Fausto Vallejo rendirá ante el Congreso del Estado su Primer Informe de Gobierno. A diferencia del orden federal en que a partir del 2007, la presentación del informe se realiza por escrito y sinla comparecencia del titular del ejecutivo, en nuestro Estado el gobernador en turno acude a la cita constitucional, en la que un diputado de cada grupo parlamentario fijará posición y posteriormente el Presidente del Congreso “responderá” al informe. Y entrecomillo lo de la respuesta, pues poco puede responderse cuando tanto acaba de escucharse.

Unknown

El informe es una institución propia de los sistemas presidenciales, pues en los parlamentos tanto la cabeza del gobierno como sus ministros son a su vez miembros del parlamento y su presencia en este órgano y el debate es cosa de todos los días. Por eso, precisamente esta semana el Presidente Barack Obama acudirá al Capitolio a presentar el “State of the Union” es decir el estado que guardan las cosas en la Unión Norteamericana.

Unknown-1

En nuestro país es una institución en crisis. Desde que el Diputado Porfirio Muñoz Ledo en 1997 quien frente al Presidente Ernesto Zedillo por primera vez en nuestra historia moderna respondía un informe como diputado de oposición, hasta el sainete perredista que le impidiera al Presidente Fox rendir su Sexto Informe y la posterior reforma que eliminó para el Presidente Calderón rendir un solo informe personalmente ante el Congreso en Pleno, hemos pasado del Día del Presidente que comenzaba con la transmisión televisiva de un aburrido y adulador desayuno en Los Pinos con Zabludovsky, el viaje en auto descapotado hasta el Palacio de San Lázaro y concluía entre loas y vítores de la abrumadora mayoría priísta, al día en quelos poderes legislativo y ejecutivo han llevado al máximo sus diferencias y evidencian su incapacidad de colaborar.

images-1Unknown-3

En nuestro Estado las cosas han sido afortunadamente más civilizadas, desde hace ya varios años los gobernadores acuden al Congreso y escuchan los posicionamientos críticos de sus opositores sin mayores sobresaltos. Yo creo que es valioso que el titular del ejecutivo acuda al Congreso y hable ante él, y que este proceso se enriquezca y complemente con la comparecencia de sus colaboradores ante las comisiones. Es deseable que en Michoacán este proceso se profundice y perfeccione y en la Federación se recupere.

Por otra parte, Fausto Vallejo, político experimentado y maestro del manejo de los medios de comunicación, llega con poco que informar. El año que cumple tras su asunción de la gubernatura ha sido particularmente difícil, enmarcado en la elección y en la sucesión presidencial, y heredando la peor crisis en las finanzas públicas en toda la historia moderna de Michoacán y una situación social bastante crispada y salpicada por todos lados de violencia y crimen.

Yo creo que más que un informe de acciones veremos un corte da caja un tanto tardío, quizá explicable pero no tan fácil de justificar para una administración de menos de 4 años, del estado que guarda la administración pública tras el desastre del gobierno de Leonel Godoy. A falta de logros importantes, escucharemos como el actual gobierno a puesto orden y ahora sí pone proa a cumplir su agenda y sus compromisos. Ya ido el Presidente Calderón, atestiguaremos un menor comedimiento y veremos como se le transfiere a esa administración el costo de los problemas de seguridad.

images

Es decir, lo más probable esque el discurso sea algo como a pesar de la crisis financiera que nos dejó Godoy y la inseguridad y la violencia que nos dejó Calderón, nosotros hemos hecho muchas cosas. Habrá que recontarlas una vez que se enumeren. También acompañarán algunos golpes de timón, los relevos que se han dado y algunos otros que pudieran concretarse y la fusión de la Secretaría de Seguridad bajo la de Gobierno, son buenos ejemplos. La narrativa del gobernador es que la mejor parte de su administración inicia ahora, y puede ser así.

Por otro lado será interesante ver como se sortea la ruptura de la bancada perredista en el Congreso y a quién se autoriza a usar la tribuna y por otra parte, como será la respuesta del diputado Fidel Calderón, Exsecretario de Gobierno y alfil de Leonel Godoy. ¿Institucional o partidista?